Astronomía en la Antigua Grecia – Historia

, |Estás en: Blog Astronomía Astronomía en la Antigua Grecia – Historia

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Observar el cielo, percibir el movimiento del sol, las fases de la luna e interpretar los fenómenos de la naturaleza ha sido una actividad practicada por varios grupos humanos desde la prehistoria. Los ciclos de la luna interferían directamente con las cosechas, las estaciones del año con las formas de vida, y el día y la noche definían las condiciones de trabajo.

A partir del siglo V aC, Grecia vio el florecimiento de diferentes áreas del conocimiento. La preocupación por la naturaleza y la racionalidad llevó al desarrollo de áreas como la filosofía, la medicina, la historia e incluso la astronomía. Aunque la sociedad griega creía en los mitos y en la voluntad de los dioses, es a partir de este momento cuando la racionalidad pasa a formar parte de la sociedad griega. Por ello, además de desarrollar varias áreas, la astronomía también comenzó a ser objeto de investigación. Era necesario buscar explicaciones racionales para los fenómenos de la naturaleza. También por esta razón el comienzo de la astronomía está directamente relacionado con las matemáticas, después de todo, el conocimiento matemático fue – y sigue siendo – de fundamental importancia para la interpretación del sistema solar.

Otras sociedades ya habían desarrollado estudios astronómicos como los mesopotámicos y los egipcios. Los intercambios comerciales y culturales que se produjeron entre estos diferentes pueblos hicieron que los griegos conocieran parte de lo que ya se conocía entre los pueblos de la fértil media luna. Por tanto, se puede considerar que uno de los primeros pensadores en desarrollar un pensamiento astronómico en la Antigua Grecia fue Tales de Mileto, el mismo que se encargó del desarrollo del pensamiento matemático. Esto se debe a que Tales de Mileto era un comerciante y viajero, y tenía contacto con las culturas egipcia y mesopotámica. En el campo de la astronomía, Thales era conocido por, a través de observaciones y deducciones, predecir un eclipse solar.

Como Tales Pitágoras, también fue un matemático que promovió descubrimientos astronómicos. Creía, también a través de la investigación y la observación, que la Tierra y la Luna tenían forma esférica, y fue el primer pensador en llamar al cielo el cosmos.

Los astrónomos griegos se dedicaron al estudio de la centralidad del universo, y las distancias y volúmenes tanto de la Luna, la Tierra y el Sol. En general se puede decir que los antiguos griegos tenían un pensamiento geocéntrico, es decir, creían que la Tierra debería ser el centro del universo. Mediante estudios y observaciones, dedujeron que la Luna debería estar más cerca de la Tierra que del Sol. Este factor es fácil de observar: la luna tiene sus fases (nueva, creciente, llena y menguante) que son bastante visibles. Si la Luna estuviera más cerca del sol, siempre aparecería en forma de Luna Llena, o lo más cercano a ella, concluyeron. Además de los cálculos y estudios sobre la Tierra, el Sol y la Luna, sus volúmenes y distancias, a los antiguos griegos se les atribuye el mérito de conocer y nombrar muchas constelaciones del hemisferio norte.

Aristarco de Samos fue el primer científico en proponer el heliocentrismo (la Tierra gira alrededor del Sol).

Escritos de Aristarco de Samos sobre la posición y el tamaño del Sol (izquierda), la Tierra y la Luna.

Es necesario entender que el astronomía en la antigua grecia se extendió por todo el mundo y fue influenciado directamente por el conocimiento ya desarrollado por otras sociedades. Sin embargo, la astronomía y la búsqueda de explicaciones de los fenómenos naturales y su cálculo marcan el paso a una sociedad basada en la racionalidad, que buscaba una explicación desde el estudio y la observación de lo que, hasta entonces, estaba restringido al campo de la religiosidad.

Referencias:

FUNARI, Pedro Paulo. Grecia y Roma. São Paulo: Contexto, 2002.

MOL, Rogerio dos Santos. Introducción a la historia de las matemáticas. Belo Horizonte: CEAD – UFMG, 2013.

LOPES Y LOPES. Aplicaciones de la astronomía y la geometría. Rev. Integración, 2014

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Deja un comentario