Bioacústica –

, |Estás en: Home » Biología » Bioacústica –

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

La transmisión de información entre los seres vivos ocurre de varias maneras, a través de señales bioquímicas, como olores y sabores, a través de colores y sonidos. Una de las principales líneas de comunicación dentro de la etología (el estudio del comportamiento) y algunas otras ciencias de la biología es la bioacústica, es decir, la transmisión de información a través de la producción de sonido. Este sonido se puede hacer batiendo las alas o las patas en algún hueco de hoja (también conocido como estridulación, que hacen algunos insectos), simplemente batiendo las alas de una manera específica o haciendo clic en el pico de algunas aves, entre otros ejemplos. Pero el sonido también puede ser producido por estructuras específicas de la anatomía interna de los seres, como las cuerdas vocales y las membranas.

Físicamente hablando, el sonido tiene varias características que transmiten información diferente, como la amplitud, la intensidad, la frecuencia y el timbre. Las tres primeras características pueden sufrir una atenuación, es decir, una pérdida por parte del entorno, aunque es la forma más ventajosa de transmitir información al alcanzar mayores distancias, frente al olfato, por ejemplo. El timbre, por su parte, está dado por la forma de la onda sonora, siendo así una característica particular de cada organismo, que permite distinguir entre individuos de una misma especie.
Y biológicamente, ¿qué información pueden transmitir esos sonidos y por qué existe esta comunicación? Las funciones y tipos de señales sonoras son diversas, siendo las más comunes atraer parejas, disputar territorios, pedir comida (en el caso de los cachorros), alarma (común en grupos, como en un grupo de suricatas), contacto, agonía , etc.

En cuanto al porqué de esta comunicación, podemos destacar dos visiones que intentan explicarlo, la visión cooperativa y la visión manipuladora. Desde la visión cooperativa, la selección la hace el grupo y los individuos se benefician con un gasto energético mínimo, ya que esto ya se está haciendo en conjunto y por lo tanto, no se requiere tanto esfuerzo individual. Mientras que en la visión manipuladora, la selección es individual, mientras que un individuo puede dar una falsa alarma para su propio beneficio. Aquí cabe decir que este no es un hecho frecuentemente observado en la naturaleza, pero principalmente, la honestidad en la información es un punto controvertido entre los estudiosos del tema.

En definitiva, la Bioacústica es muy utilizada en la naturaleza, y el sonido se puede producir de diferentes formas y con distintas funciones y objetivos. Y los grupos más conocidos en esta rama son las aves, los mamíferos, los anfibios y los insectos.

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Deja un comentario

uno × dos =