Micología – Estudio de los hongos

|Estás en: Home » Definición » Micología – Estudio de los hongos

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Micología es un área de la ciencia encargada de estudiar los hongos; término de origen griego, donde mykes significa hongo, u hongo y logotipos, estudiar. Los especialistas que estudian estos organismos son los micólogos o micólogos. Uno de los primeros registros fue realizado por el botánico italiano Pier Antonio Micheli, quien publicó Nuevos géneros de Plantarum (desde 1729).

Los estudios con hongos se realizan en diferentes áreas de la ciencia, pero la principal incluye trabajos de investigación, cuyo objetivo es encontrar y difundir la gran diversidad de especies al mundo. Para que se realicen estudios aplicados es necesario conocer el origen y cómo se presenta este organismo. Por tanto, las áreas de la ciencia que lo hacen posible son la Sistemática y la Filogenia, que utiliza la taxonomía (del griego, Taxis que significa orden, disposición y nombres, que significa ley), cuyo objetivo es conocer el mayor número de características de los organismos, que demuestren sus afinidades naturales. Estos conocimientos abarcan estudios genéticos, morfológicos, anatómicos, bioquímicos, embriológicos, etc.

Los hongos son organismos eucariotas, es decir, tienen un núcleo celular, donde se encuentra el material genético, el ADN (ácido desoxirribonucleico) y el ARN (ácido ribonucleico), una de las características que los incluye en el dominio eucariota🇧🇷 Los hongos están formados por células conocidas como hifas, que juntas forman el micelio. A partir del micelio se produce la diferenciación celular que dará origen a estructuras de reproducción sexual o asexual. Entre las que se encuentran las setas y las espigas (estructuras sexuales), tipos típicos de basidiomas y conidiomas (estructuras asexuales), que forman mohos y mohos. Estas estructuras se conocían anteriormente como cuerpos fructíferos. Sin embargo, los hongos pueden presentarse como levaduras, es decir, una sola célula que se forma según los cambios ambientales. Además de tener gran aplicabilidad industrial, o como potenciales patógenos.

Uno de los seres vivos más grandes registrados en el mundo pertenece al basidiomiceto, Armillaria ostoyae que coloniza 890 hectáreas de suelo en el bosque de Malheur, en Estados Unidos; el equivalente a 47 estadios de Maracaná. Se cree que este hongo ha estado en este suelo durante al menos 2.400 años y para estar seguros de que se trata de un solo organismo, los científicos recolectaron varias muestras de ADN de toda la longitud del hongo y obtuvieron como resultado la misma constitución molecular. Una de las justificaciones de este fenómeno está relacionada con la interacción que el hongo mantiene con los árboles del bosque, extrayendo primero los nutrientes de las raíces y luego de los tallos. Los árboles enferman y mueren con el tiempo, pero dejan espacio para el desarrollo de otros árboles y, por lo tanto, esta convivencia se prolonga durante años.

Los hongos son heterótrofos y se nutren por absorción mediante la liberación de enzimas que ayudan en la degradación de la materia orgánica e inorgánica. Favoreciendo así su colonización en diferentes ambientes ya sea en agua, suelo o aire. Además de habitar regiones con temperaturas superiores a los 100ºC, o bajo cero. Además, producen numerosas sustancias conocidas como metabolitos secundarios que se emplean en diversos sectores industriales, como el alimentario, farmacéutico, de bebidas, textil, etc.

Se estima que la diversidad alcanza 1,5 millones de especies y una sobreestimación de hasta 5,1 millones, pero solo se registran 97.861 para el reino Fungi. Y, actualmente, se distribuyen en los filos: Ascomicota🇧🇷 Basidiomycota🇧🇷 quitridiomycota🇧🇷 Noecallimastigomycota🇧🇷 blastocladiomycota🇧🇷 Glomeromycota y en los subfilos: Mucoromicotina🇧🇷 Entomoftoromicotina🇧🇷 zoopagomicotina y Kickxellomycotina (antiguo Zygomycota🇧🇷

Bibliografía recomendada:

https://www.scientificamerican.com/article/strange-but-true-largest-organism-is-fungus/ (obtenido en junio de 2018)

http://tolweb.org/tree/ (consultado en junio de 2018)

Hibbett, DS et al. 2007. Una clasificación filogenética de alto nivel de los hongos. Investigación micológica 111: 509-547.

Evert, RF & Eichhirn, SE 2014. Raven/ Biología vegetal. 8ª edición, Guanabara Koogan, Río de Janeiro, 856p.

Terçaroli, GR, Paleari, LM & Bagagli, E.2010. El asombroso mundo de los hongos. São Paulo, Ed. Unesp, 125p.

Hidalgo, O. & Hidalgo, MEPK 1967. Diccionario Micológico. Rickia – Serie Criptogámica del “Archivo de Botánica del Estado de São Paulo”. Instituto de Botánica, Sao Paulo. 232 págs.

Bononi, VL (org.) 1998. Zygomycetes, Basidiomycetes y Deuteromycetes. São Paulo: Instituto Botánico, Secretaría de Estado de Medio Ambiente, 181p.

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Deja un comentario

20 + seis =