Nocturia – Orina nocturna – Causas, síntomas, diagnóstico y tratamiento

|Estás en: Home » Definición » Nocturia – Orina nocturna – Causas, síntomas, diagnóstico y tratamiento

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Nocturia, popularmente conocido como orina nocturna, es la necesidad de levantarse durante la noche para vaciar la vejiga, perturbando así el sueño.

El volumen urinario normal ronda los 800 a 1500 ml, variando con la cantidad de líquido ingerido, la temperatura corporal y ambiental, así como el esfuerzo físico realizado durante el día. Este valor también depende de otros factores, como los hormonales, neurológicos, hemodinámicos, psicosociales y culturales.

La producción de orina suele seguir un ritmo: durante el día el volumen de orina es 2/3 y durante la noche 1/3. Sin embargo, después de los 60 años esta proporción tiende a cambiar, siendo prácticamente los mismos los volúmenes diurno y nocturno (1: 1).

La nocturia tiene diferentes etiologías, entre las que se encuentran:

  • La insuficiencia cardíaca congestiva, el síndrome nefrótico, la cirrosis y la desnutrición severa dan como resultado un edema generalizado y, por lo tanto, una gran cantidad de líquido disponible en el cuerpo. En estas situaciones, también puede haber un aumento en el volumen de orina durante la noche. Por varias razones, el reposo moviliza más líquidos para la circulación y, en consecuencia, para el riñón, provocando una mayor producción de orina por la noche.
  • En el caso de la diabetes mellitus, los niveles elevados de glucosa en sangre, hacen que los pacientes consuman más agua y, así, eliminen más orina tanto de día como de noche, evitando que aumente la tasa de azúcar en sangre.
  • En la diabetes insípida (sin azúcar), hay una falta de la hormona diurética, lo que hace que el riñón no pueda concentrar la orina, lo que hace que este órgano excrete grandes volúmenes de orina diluida.
  • En la diabetes insípida nefrogénica, aunque existe la hormona antidiurética, el riñón resiste su efecto y es incapaz de concentrar la orina, eliminando así un gran volumen de orina diluida.
  • El uso de diuréticos antes de acostarse tiene un efecto durante el sueño, resultando en una mayor diuresis nocturna.
  • En las diferentes causas del edema, el agua se acumula en el cuerpo durante el día, especialmente en las extremidades inferiores, y más aún en las personas que permanecen de pie durante mucho tiempo y en las que tienen varices. Durante el reposo, el líquido acumulado pasa a la circulación provocando que se elimine más líquido.
  • En el caso de insuficiencia renal crónica, la producción de orina es continuamente clara y aumenta de volumen durante la noche. Conocer esta información es muy importante, ya que se refiere a la incapacidad del riñón para concentrar la orina.

El tratamiento varía según la causa de la nicturia y requiere diagnóstico y seguimiento médico.

Fuentes:
http://www.abcdasaude.com.br/artigo.php?297
http://repositorio.hff.min-saude.pt/bitstream/10400.10/147/1/Acta%20Urol_6.pdf

AVISO LEGAL: La información proporcionada en esta página solo debe usarse con fines informativos y nunca debe usarse para reemplazar un diagnóstico médico realizado por un profesional calificado. Los autores de este sitio web están exentos de cualquier responsabilidad legal que se derive del mal uso de la información aquí publicada.
image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Deja un comentario

5 × dos =