Cervicalgia – dolor de espalda – Salud

|Estás en: Home » Definición » Cervicalgia – dolor de espalda – Salud

image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

LA dolor de cuello es una condición dolorosa muy común de la columna, constituyendo la segunda causa de dolor en el hombre adulto, estando solo detrás del dolor de cabeza.

Esta patología afecta aproximadamente al 30% de los hombres y al 43% de las mujeres en algún momento de la vida, especialmente durante la mediana edad. Suele estar relacionado con la adopción de una postura inadecuada, movimientos bruscos del cuello, tareas repetitivas, servicios físicos y manuales pesados, e incluso cambios en la articulación temporomandibular.

Las manifestaciones clínicas suelen asentarse gradualmente o aparecer después de un trauma. El paciente suele adoptar una postura rígida, lo que provoca un cambio en la movilidad de la región cervical y dolor a la palpación, que puede incluir los hombros y, en los casos más graves, la totalidad de los miembros superiores.

El dolor puede variar desde un dolor local leve, junto con fatiga, hasta un dolor más severo que limita los movimientos del paciente. Las extremidades superiores pueden ser dolorosas y presentar alteraciones de la sensibilidad y la fuerza muscular, lo que se denomina cambios neurológicos.

El paciente también puede referir entumecimiento de parte de una extremidad superior o de la totalidad de ella, que puede ser continuo o incitado por cierto factor. En los casos más graves o prolongados, puede haber debilidad muscular típicamente progresiva. También se pueden observar alteraciones en los reflejos de inserciones musculares de muñecas, codos y hombros.

El diagnóstico se basa en el cuadro clínico presentado por la paciente, ya que no existen criterios diagnósticos objetivos para la mayoría de las condiciones de dolor cervical. Las pruebas de imagen como radiografías, resonancia magnética, tomografía computarizada ayudan a determinar la extensión de la lesión y su ubicación exacta.

En la mayoría de los casos, el tratamiento es clínico, utilizando medicamentos como analgésicos, antiinflamatorios no esteroideos, relajantes musculares y antidepresivos tricíclicos. El uso del collarín cervical durante unos días (máximo tres) puede reducir los espasmos musculares en la región cervical, ya que limita el movimiento del cuello y ayuda a sostener la cabeza, minimizando la tensión muscular.

La fisioterapia también es una opción de tratamiento que debe realizarse siempre que sea posible, primero con calor o hielo, ultrasonido, ondas cortas, entre otras formas de terapia destinadas a minimizar el dolor, disminuir los espasmos musculares, aumentar el flujo sanguíneo y precipitar la cura.

Cuando se interrumpe el movimiento, se deben realizar tratamientos activos, como estiramientos y ejercicios específicos de rehabilitación, para mejorar los arcos de movimiento y la fuerza muscular de la región afectada.

Existe la opción de tratamiento quirúrgico, pero este está indicado solo en aproximadamente el 5% de los casos, cuando hay persistencia y / o progresión de cambios neurológicos y crisis copiosas de cervicobraquialgia.

Fuentes:
http://www.herniadedisco.com.br/doencas-da-coluna/cervicalgia
http://www.dor.org.br/profissional/pdf/cervicalgia.pdf
http://www.medicinanet.com.br/conteudos/revisoes/2080/cervicalgia_e_lombalgia.htm
http://www.3apoliclinica.cbmerj.rj.gov.br/modules.php?name=News&file=print&sid=358

AVISO LEGAL: La información proporcionada en esta página solo debe usarse con fines informativos y nunca debe usarse para reemplazar un diagnóstico médico por un profesional calificado. Los autores de este sitio web están exentos de cualquier responsabilidad legal que se derive del mal uso de la información aquí publicada.
image_pdfVer en PDFimage_printImprimir

Deja un comentario

once − 4 =