Tratamiento de enfermedades con cannabidiol – Farmacología

|Estás en: Blog Definición Tratamiento de enfermedades con cannabidiol – Farmacología

Recientemente, el cannabidiol, una de las moléculas activas en cannabis sativa, ha sido objeto de investigación científica en varios estudios en todo el mundo que tienen como objetivo evaluar el potencial terapéutico de la sustancia en diversos procesos patológicos, que van desde la fibromialgia severa hasta la enfermedad de Parkinson y otras patologías.

Ilustración: Creativan / Shutterstock.com

extraído de cannabis sativa L. popularmente conocida por su nombre común, marihuana, la cual tiene varias sustancias químicas activas denominadas cannabinoides, entre estas encontramos Delta 9 tetrahidrocannabinol THC y cannabidiol, también conocido como CBD. Cannabidiol, que es una de las moléculas activas en cannabis sativa, su concentración puede llegar hasta el 40% de los extractos de plantas, una de sus ventajas es que la molécula está desprovista de los efectos psicológicos típicos de la marihuana Inhumanos.

El cannabidiol es una sustancia cannabinoide activa, que tiene acción sobre los receptores cannabinoides en el cerebro, a pesar de su baja afinidad por los receptores, la sustancia es un antagonista potencial de los receptores cannabinoides CB1, teniendo efectos antiespasmódicos en ciertos lugares del cuerpo, esta molécula también tiene un agonista efecto de los receptores de cannabinoides del tipo CB2 donde no se ha preestablecido su relevancia farmacológica a pesar de mantener la acción potencial en los efectos antiinflamatorios inducidos por la sustancia. El cannabidiol también mostró efectos inhibidores sobre la reabsorción de anandamida, aumentando así su concentración en las hendiduras sinápticas.Esta molécula es un neurotransmisor considerado parte del sistema endocannabinoide y fue la primera molécula de este sistema identificada como parte clave de su señalización.

Algunos estudios muestran que el uso aislado de cannabidiol puede producir efectos anticonvulsivos, neuroprotectores, hipnóticos y hormonales, aumentando el nivel de cortisol y corticosterona, otras investigaciones también muestran que esta molécula puede reducir el metabolismo de fármacos a través del hígado. También se ha demostrado que el fármaco tiene efectos ansiolíticos y antipsicóticos, mientras que en estudios doble ciego el cannabidiol ejerce claramente un efecto ansiolítico al reducir la actividad cerebral al patrón de actividades ansiolíticas.

Según Matos (2017), el cannabidiol también demostró ser una excelente alternativa para el tratamiento farmacológico en el caso de la epilepsia refractaria, ya que el fármaco tiene la capacidad de prevenir el daño cerebral y consecuentemente modifica el curso natural de la enfermedad. Dado que la epilepsia causa un daño severo, y en algunos casos irreversible, al sistema nervioso central debido al proceso inflamatorio, el uso de medios farmacológicos es fundamental. La búsqueda de nuevas terapias es aún más importante dado que el 30% de los individuos epilépticos no responden a los tratamientos actualmente disponibles en el mercado farmacéutico, y cuando lo hacen, sufren los efectos secundarios de las drogas sintéticas (Moreira, 2017).

El uso de cannabidiol es capaz de reducir los síntomas motores causados ​​por la enfermedad de Parkinson sin provocar un deterioro en los estados cognitivos del paciente. Además, pudo mejorar la calidad de vida de los pacientes y tuvo un efecto terapéutico sobre los síntomas del trastorno del comportamiento del sueño REM. En el dolor neuropático, la sustancia pudo reducir el dolor causado por la enfermedad mediante el uso de un aerosol y en la forma inhalada del extracto. En la esclerosis múltiple aún existe controversia sobre el uso de la sustancia porque los efectos adversos del uso del fármaco pueden ocasionar complicaciones por síntomas relacionados con la enfermedad.

Si bien existe mucha evidencia sobre los efectos terapéuticos atribuidos a los cannabinoides en varias patologías, principalmente las del sistema nervioso central, aún se necesitan muchos estudios para profundizar estos estudios y abarcar un mayor número de individuos en estos estudios.

Bibliografía:

AIZPURUA-OLAIZOLA, Oier et al. Evolución del contenido de cannabinoides y terpenos durante el crecimiento de plantas de Cannabis sativa de diferentes quimiotipos. Revista de productos naturales, vol. 79, no. 2, pág. 324-331, 2016.

BRUCKI, Sonia y col. Cannabinoides en neurología – Academia Brasileña de Neurología. Archivos de neuropsiquiatría, v. 73, no. 4, pág. 371-374, 2015.

GONTIJO, Érika Cardoso et al. Cannabidiol y sus aplicaciones terapéuticas. Revista Electrónica de la Facultad de Ceres, vol. 5, no. 1 de enero de 2016.

Izzo AA, Borrelli F, Capasso R, Di Marzo V, Mechoulam R. Cannabinoides vegetales no psicotrópicos: nuevas oportunidades terapéuticas de una hierba antigua. Tendencias Pharmacol Sci.2009; 30 (10): 515-27

MATOS, Rafaella LA et al. El uso de cannabidiol en el tratamiento de la epilepsia. Revista Virtual de Química, vol. 9, n. 2, pág. 786-814, 2017.

Moreira, DM Silvestrini, IR, Romariz S.A, Paiva DS, * Yokoyama T., Ulrich AH, Longo, BM Animales epilépticos crónicos ”Universidad Federal de São Paulo, Tesis de Maestría, SP, 2017.

Mori, L. “Cómo ha crecido el uso de marihuana medicinal en Brasil” BBC, São Paulo, 2018. Disponible en: https://www.bbc.com/portuguese/geral-44283537 Consultado en: 15-08-2019.

ROBSON, PJ Potencial terapéutico de los medicamentos cannabinoides. Pruebas y análisis de drogas, Salisbury, v.6, n. 1, pág. 24-30 de 2013.

SAITO, Viviane M .; WOTJAK, Carsten T .; MOREIRA, Fabrício A. Exploración farmacológica del sistema endocannabinoide: nuevas perspectivas para el tratamiento de los trastornos de ansiedad y depresión. Revista Brasileña de Psiquiatría, vol. 32, no. supl 1, pág. 57-514, 2010.

Zuardi AW, Crippa JA, Hallak JE, Moreira FA, Guimarães FS. Cannabidiol, el componente Cannabis sativa, como fármaco antipsicótico. Braz J Med Biol Res.2006; 39 (4): 421-9. http://www.scielo.br/pdf/bjmbr/v39n4/6164.pdf

Zuardi AW, Shirakawa I, Finkelfarb E et al. (mil novecientos ochenta y dos). Acción del cannabidiol sobre la ansiedad y otros efectos producidos por el ∆9-THC en sujetos normales. Psicofarmacología, 76: 245-250

Zuardi AW, Rodrigues JA y Cunha JM (1991). Efectos del cannabidiol en modelos animales predictivos de actividad antipsicótica. Psicofarmacología, 104: 260-264.

AVISO LEGAL: La información proporcionada en esta página solo debe usarse con fines informativos y nunca debe usarse como sustituto de un diagnóstico médico por parte de un profesional calificado. Los autores de este sitio renuncian a cualquier responsabilidad legal que surja del mal uso de la información aquí publicada.

Deja un comentario